Prostitution in Cuba
We run various sites in defense of human rights and need support to pay for more powerful servers. Thank you.
Translate
EnglishFrenchGermanItalianPortugueseRussianSpanish
Archives
Recent Comments

    Prostitución de menores en Cuba es un hecho innegable

    Prostitución de menores en Cuba es un hecho innegable

    El canadiense de unos 50 años entra a un bar, su brazo izquierdo

    firmemente anclado a la cintura de una joven prostituta mientras suelta

    una sonrisa pícara. El barman, con un guiño, lo recibe como a un viejo

    amigo."Es difícil no sentirse inspirado por esto", dice Michael,

    contemplando a su compañera de esa noche. "Y aquello", añade, señalando

    con los ojos a otras muchachas en el bar. "Esta es la tierra prometida".

    Michael, un jubilado de Vancouver Island, pasa hasta seis meses al año

    en La Habana, donde afirma haber descubierto acceso fácil a mujeres

    jóvenes dispuestas a ignorar la diferencia de edades, a cambio de tan

    poco dinero como $30 por noche.

    Muchos turistas extranjeros, en especial canadienses y españoles, están

    viajando a Cuba en busca de sexo, y no sólo con prostitutas adultas.

    Ellos buscan también a menores de edad de ambos sexos, según una

    investigación conjunta del Toronto Star y El Nuevo Herald.

    Las jóvenes prostitutas tan visibles en La Habana son la cara pública de

    un oculto mercado de sexo que incluye a menores, algunos incluso de

    cuatro años de edad y explotados por sus propias familias, concluyó la

    investigación.

    Cuba tiene una atracción única para los turistas sexuales de Occidente.

    La isla está más cerca y es más barata que otros destinos del turismo

    sexual tales como Tailandia. Y la tasa de VIH es más baja que en otros

    destinos en el Caribe, como República Dominicana o Haití.

    Aunque las dimensiones del mercado de sexo con menores de edad de la

    isla es un misterio — el gobierno comunista no habla públicamente del

    tema, y fomenta una imagen de ser un país libre de los problemas

    sociales que afectan a otras naciones — está claro que es algo que está

    sucediendo.

    *Un informe confidencial de la Real Policía Montada Canadiense (RPMC) en

    el 2011 señaló que Cuba era uno de los principales destinos en el

    continente para los depredadores sexuales canadienses, junto con la

    República Dominicana, Haití, Brasil y México. Más de un millón de

    turistas canadienses visitaron la isla el año pasado.

    *El gobierno cubano "no hizo ningún esfuerzo conocido para reducir la

    demanda por la prostitución", dijo el Departamento de Estado de Estados

    Unidos en su reporte del 2012 sobre el Tráfico de Personas (TIP)

    alrededor del mundo.

    *La versión del 2003 señaló que algunos directivos de empresas cubanas

    tales como restaurantes y hoteles "se hacen los de la vista gorda con

    respecto a esta explotación (de menores) porque esa actividad los ayuda

    a ganar divisas".

    *Un despacho de diplomáticos estadounidenses en La Habana en el 2009

    señaló que "se informa que algunos niños cubanos son empujados a la

    prostitución por sus familias, cambiando sexo por dinero, comida o

    regalos", pero no dio cifras.

    Proxenetas, taxistas y empleados en puntos turísticos pueden fácilmente

    concertar citas discretas con menores de edad, según el reporte de la RPMC.

    "Eso está prohibido aquí en el hotel", dijo el mes pasado un guardia de

    seguridad de un hotel habanero a un periodista que se hizo pasar por un

    turista en busca de menores de edad para tener relaciones sexuales.

    Pero, añadió para ayudar, los extranjeros las pueden llevar a casas

    particulares que alquilan habitaciones por $10 la noche y donde se puede

    "hacer lo que usted quiera. Orgías, cualquier cosa."

    -0-

    La explotación de menores prospera donde existe pobreza, y en eso Cuba

    no es diferente de otros países que atraen a turistas sexuales.

    Iván García, de 43 años, bloguero y periodista de La Habana que ha

    escrito varios artículos sobre la prostitución, dijo que las menores de

    edad son por lo general personas pobres, desamparadas y desesperadas.

    "Para estas personas, 'futuro' es una mala palabra", dijo.

    Hoy en día, la prostitución podría muy bien ser el empleo más rentable

    en una isla donde el sueldo mensual promedio es oficialmente de menos de

    $20 y donde una botella de aceite para cocinar cuesta $3.

    Pero García agregó que la pobreza no es el único factor en la

    prostitución en su país, ya que muchas cubanas sueñan con conocer a un

    extranjero que las saque de su aplastante aislamiento.

    "Ellas ven a esta muchacha que se casó con un italiano y ahora se viste

    bien, le arregla la casa a la madre. Es la ilusión de que puedes

    progresar si te prostituyes… la ilusión de salir del país, la ilusión de

    una visa", dijo.

    García dijo que él conocía a dos niñas de 12 años que se prostituyen en

    la calle y que ha oído hablar de niñas de 11 años. La abogada habanera

    Laritza Diversent dijo que hace unos años ella conoció a una niña de 9

    años que era "manoseada lascivamente" por hombres a cambio de dinero.

    -0-

    El informe TIP del Departamento de Estado de Estados Unidos ha

    clasificado a Cuba como un país de "Nivel 3" — su peor categoría — en lo

    que se refiere a combatir el tráfico sexual cada año desde el 2003.

    Las leyes cubanas "no parecen penalizar la prostitución de menores entre

    las edades de 16 y 18 años", y la prostitución para los que tienen 18 o

    más es legal aunque se prohíbe el proxenetismo, señaló el informe del 2012.

    La edad de consentimiento sexual en la isla es de 16 años pero las

    muchachas se pueden casar a los 14 con el permiso de sus padres, según

    Diversent. Los extranjeros sorprendidos con prostitutas de más de 16

    años generalmente no son arrestados, pero las menores pueden ser

    enviadas a centros de detención juvenil, aunque los policías pueden

    aceptar sobornos para hacerse de la vista gorda.

    Muchos países occidentales, incluyendo a Estados Unidos, así como varios

    acuerdos internacionales, prohíben el turismo sexual con menores de 18 años.

    Las leyes cubanas son severas en casos de explotación sexual de niñas o

    niños de 14 años o menos, si el gobierno decide llevarlos a los

    tribunales. Las condenas llegan hasta 30 años de cárcel, y hasta muerte

    por fusilamiento si existen factores agravantes tales como el uso de

    violencia o drogas.

    Tres hombres italianos fueron sentenciados a hasta 25 años de cárcel por

    asesinato y corrupción de menores tras la muerte en el 2010 de una niña

    de 12 años durante una fiesta sexual en la ciudad oriental de Bayamo.

    Documentos judiciales indican que la niña era asmática y murió

    accidentalmente, según Diversent.

    Un informe sobre turismo sexual a Cuba escrito en el 2003 por el grupo

    global de vigilancia Fin a la Prostitución y el Tráfico de Niños (End

    Child Prostitution and Trafficking) mencionó que un canadiense fue

    sentenciado a 25 años de cárcel por abusar de una muchacha de 15 años, y

    otro a 11 años por abusar de una niña de 13.

    "Fuentes están de acuerdo en que las autoridades cubanas son muy severas

    con casos de solicitación o de tener sexo con niños menores de 14 años",

    señaló un cable diplomático estadounidense del 2009, hecho público por

    el website Wikileaks. El cable agregó que La Habana también coopera con

    Interpol para negarles la entrada a la isla a pederastas conocidos.

    "La policía y otros funcionarios parecen tratar los crímenes sexuales,

    en particular aquellos en que las víctimas son niños, de un modo serio y

    profesional", señaló el informe de RPMC del 2011, obtenido por el

    Toronto Star.

    -0-

    Pero el monpolio noticioso del gobierno casi no ha mencionado la

    prostitución de menores de edad. Diplomáticos cubanos en Washington no

    respondieron a repetidas solicitudes de comentario para esta historia.

    "Ellos miran esto como algo de pureza revolucionaria", dijo el

    periodista Iván García.

    El ex gobernante cubano Fidel Castro se jactó de haber eliminado la

    prostitución después de que asumió el poder en 1959, e insistió en que

    su país ya no era un prostíbulo de Estados Unidos. Pero el mercado

    sexual floreció de nuevo luego de que la Unión Soviética eliminó sus

    enormes subsidios a la isla y la sumió en una crisis económica a inicios

    de la década de 1990.

    La respuesta de Cuba fue abrir las puertas de par en par al turismo en

    masa. Y las agencias de viajes no se andaban con ambages para describir

    las atracciones de la isla: playas de arenas blancas, precios baratos,

    clima cálido y mujeres de piel morena.

    La aerolínea Iberia, en uno de sus anuncios de viajes a Cuba en el 2007,

    mostraba dos mujeres negras en bikini con un bebé de raza blanca que

    cantaba: "Mulatas… llévenme a la cuna…" Las quejas de grupos españoles

    obligaron a Iberia a cancelar el anuncio.

    Pero el gobierno cubano nunca se quejó públicamente sobre el anuncio, y

    el mismo Castro pareció aceptar el turismo sexual en un discurso de

    1992, diciendo, "son jineteras sumamente educadas y muy saludables,

    puesto que somos el país con el número más bajo de casos de sida".

    -0-

    Un despacho sobre prostitución infantil en Cuba enviado por diplomáticos

    estadounidenses en La Habana en el 2009 y publicado por Wikileaks listó

    una serie de "Recomendaciones para Cuba".

    "Admitir que el tráfico de sexo infantil… es un problema; brindar

    mayores protecciones legales y asistencia a las víctimas; desarrollar

    procedimientos para identificar a posibles víctimas del tráfico sexual

    entre los sectores vulnerables de la población; aumentar el

    entrenamiento en contra del tráfico sexual para la policía; y tomar

    medidas más fuertes para prevenir el tráfico de niños en la prostitución".

    Claramente, esos consejos han dado con oídos sordos, y Raúl Castro,

    quien sucedió a su hermano Fidel en el 2008, sigue sin decir nada

    oficialmente sobre los depredadores sexuales mezclados entre los mas de

    2 millones de turistas que visitan la isla cada año.

    La chocante muerte de la niña de 12 años en Bayamo, por ejemplo, no tuvo

    cobertura alguna en los medios de prensa nacionales y sólo breves

    reportes en los medios provinciales anunciando las condenas impuestas a

    los tres italianos y a diez cubanos.

    Cuba, además, encarceló al periodista español Sebastián Martínez Ferraté

    por 18 meses cuando regresó a La Habana después del estreno en el 2008

    de su documental para la televisión "Cuba: Prostitución infantil".

    El documental reportó que él encontró fácilmente a 15 prostitutas de

    menos de 16 años en La Habana. Mostró a cuatro de ellas, suministradas

    por un chulo de 16 años, hablando francamente sobre su trabajo sexual y

    nadando sin ajustadores en una piscina.

    Martínez dijo que había sido convicto de incitar a la prostitución

    infantil debido al "contraste entre lo que dice Fidel, que en Cuba no

    hay verdadera prostitución, y la realidad, porque todo el mundo sabe que

    Cuba es un burdel".

    -0-

    La detective Kim Gross, quien dirige la unidad de crímenes sexuales de

    la policía de Toronto, ha estado investigando el caso de James McTurk,

    de 78 años, convicto dos veces de explotar a niñas cubanas.

    A partir de fotos se estima que una de sus víctimas tenía cuatro años de

    edad.

    Gross dice que la policía de Toronto quiere ayudar a las víctimas de

    McTurk. En Canadá, las autoridades pueden asegurar que la explotación de

    un menor deje de ocurrir y que las víctimas reciben consejería y otros

    servicios sociales, señala.

    Pero el sistema político de Cuba hace casi imposible cooperar con la

    policía u otras autoridades sin causar temores de posibles represalias

    contra las familias o incluso las mismas víctimas, añadió.

    "Yo no puedo ayudarlas cuando estoy aquí", dijo Gross. "Tenemos que

    encontrar a un grupo sin ánimo de lucro que haga labor allí y que esté

    familiarizado con esos problemas para llevarles la ayuda que necesitan.

    No estoy convencida de que la recibirán a través de la policía".

    Cuba no permite en la isla organizaciones no gubernamentales que lidien

    con la prostitución de menores, pero los despachos de diplomáticos

    estadounidenses mencionan varios ministerios y organizaciones que, al

    menos sobre el papel, deberían ocuparse del asunto.

    El Ministerio del Interior, el cual incluye la policía y los

    guardafronteras, dirige los casos criminales, mientras que el Partido

    Comunista, la Federación de Mujeres Cubanas, la Unión de Jóvenes

    Comunistas y los Comités de Defensa de la Revolución pueden proveer

    varios tipos de apoyo.

    El Ministerio de Salud Pública dirige al menos tres centros de

    tratamiento del abuso sexual "que supuestamente brindan cuidados y

    consejería altamente especializados a las víctimas de abuso sexual

    infantil… algunas de las cuales podrían ser víctimas del trafico

    sexual", según uno de los cables diplomáticos.

    -0-

    Por el Malecón de La Habana, una linda muchacha que dijo llamarse Chachi

    y tener 22 años de edad, pero que parece mucho más joven, dice "¡Hola!"

    y hace señas a dos hombres extranjeros que andan caminando una noche.

    Nacida y criada en una provincia vecina, ella estudió dos años en la

    universidad para hacerse veterinaria. Hace cuatro años, quedó

    embarazada. Y ahora alquila un apartamento en La Habana mensualmente.

    "Yo cocino, lavo los platos, limpio la casa, yo hago todo lo que ustedes

    quieran", dice a los extranjeros. Lo mismo que Michael el canadiense y

    otras personas entrevistadas para esta historia, Chachi no dio su apellido.

    Después de una hora y de compartir una cerveza, ella se abre con

    relación a por qué trabaja en la calle.

    "Él es bello", dice de su hijo de tres años, con lágrimas en los ojos.

    "Yo hago esto por él. Yo hago dinero con los turistas para podérselo

    mandar a él y a mi mamá".

    http://angelicamorabeals.blogspot.be/2013/03/cuba-la-tierra-prometida-para-los.html

    Tags: , , , , , , , , , , ,

    Print Friendly

    Leave a Reply

    Your email address will not be published. Required fields are marked *